Cómo organizar un evento corporativo memorable

Publicado por: Eventos en Hoteles |  
Categoría:  Corporativos

Un evento corporativo es una tarjeta de presentación para una empresa. Estilos hay infinidad, pero las reglas de etiqueta y el buen gusto nunca pasarán de moda.

Los formatos son variados pero lo más importante es generar verdaderos canales de comunicación entre el exponente y su interlocutor.

El modelo tradicional fluye desde un escenario hacia un público pero el diseño de actividades empresariales ha evolucionado, por eso queremos compartirle consejos relacionados con cómo organizar un evento corporativo.

Construye una experiencia

Eventos hay millones todos los días y en nuestra vida profesional habremos de acudir a cientos, miles quizás, pero sólo recordaremos las experiencias. Aquel momento que nos hizo reflexionar, nos cambió, nos hizo conocer a alguien o nos ayudó a cerrar un negocio.

Las personas no van por la vida acumulando invitaciones, lo que quieren es tener algo qué contar y aplica lo mismo en el mundo de los negocios.

Conocer mejor a tu audiencia

Uno de los primeros pasos es conocer al interlocutor. Sólo así habrá un denominador común para desarrollar un canal de comunicación. Hay que saber sus necesidades, objetivos, ambiciones, preguntas y deseos.

De esta manera podremos crear un vínculo a partir de entregarle lo que está buscando. La investigación es la base de cualquier plan.

Ser claro al comunicar

La pulcritud en la manera de comunicar es una de los mejores caminos para transmitir nuestro mensaje. Mientras menos ruido haya alrededor, más fácilmente llegará lo que queremos decir.

Desde el aspecto técnico, hasta el visual que es la forma, pero que el mensaje tenga fondo, nos asegurará crear un proceso de comunicación sólido.

Incentiva la participación

Realice actividades que incentiven la participación. No es suficiente llevar a la gente a sentarse y a escuchar.

Para crear realmente una experiencia debemos hacerlos parte del acto. Considere por ejemplo pequeñas dinámicas con regalos de patrocinadores. Eso le dará un toque de emoción y despertará el espíritu competitivo de los presentes.

Extiende la conversación más allá del evento

Dentro del proceso de cómo hacer un evento corporativo, está la continuidad. Es decir, tener retroalimentación de los asistentes para aterrizar las ideas y proseguir con la conversación. Compartir videos, fotografías y la memoria del evento permitirá replicar lo abordado entre el público que no acudió y que podría ser potencial de asistir la próxima vez de ser el caso.

La razón de organizar un evento es el intercambio de ideas. Los eventos quedan atrás, pero lo que permanece es lo que guarda la mente.

 

New Call-to-action

 

Queremos saber más de ti

¡Cuéntanos que te pareció el artículo!

JUNTOS PODEMOS CREAR EVENTOS inolvidables

ENCUENTRA TODO

Para eventos sociales y corporativos