8 pasos para preparar un pavo perfecto

Publicado por: Eventos en Hoteles |  
Categoría:  Convivios

Este es el platillo por excelencia en estas fechas y ya es tiempo que sepas cómo preparar un pavo perfecto.

Estos son los secretos mejor guardados por los chefs que trabajan para los mejores restaurantes de Nueva York, pero que por obvias razones vamos a guardar su identidad.

A continuación ocho pasos para preparar un pavo sin morir en el intento.

  1. Prepara el escenario

Saca el pavo por lo menos una hora antes de que esté listo para cocinar, de modo que alcance la temperatura ambiente antes de meterlo al horno. Enjuaga a fondo y luego sécalo, asegurándote que se elimine toda el agua en la cavidad.

  1. Condimentos

Cubre la carne con aceite de oliva y añade sal y pimienta. Asegúrate que todo el condimento llegue a las grietas y los lugares más escondidos.

  1. Relleno

Deja tu pavo descansar mientras trabajas en el relleno de tu elección. A la carne siempre le va bien el reposo y también puedes precalentar el horno ya que bajo ninguna circunstancia debes ponerlo en un horno frío.

  1. Antes de cocinar

Retira la piel del cuello hasta que puedas ver una cavidad y mete por ahí el relleno. No demasiado porque eso retrasará la cocción. Una vez que hayas hecho esto, vuelve a plegar la piel para darle una buena presentación.

  1. Técnica de asar

Gira el pavo alrededor y deja caer algunas pequeñas piezas de relleno en la cavidad más grande junto con algunas mitades de papa y unas ramitas de romero. Coloca algunas verduras asadas en la parte superior del ave y ten preparada la salsa o gravy.

  1. Cubre con papel aluminio

Cubre el pavo con papel aluminio y luego ponlo en el horno caliente y gira inmediatamente la temperatura a 180 ° C / 350 ° F /. Cocina por unos 35 a 40 minutos por kilo. Por ejemplo, un pavo de 5 kilogramos tardará entre 3 y 3 horas y media de cocción.

  1. Supervisa

Comprueba el estado de tu ave cada 20 minutos y evita que se seque rociándolo con los jugos de la parte inferior de la cacerola. Después de 2 horas y media, retira el papel aluminio para que la piel quede dorada y crujiente.

  1. Deja reposar antes de comer

Cuando sea el momento, toma tu pavo del horno y perfora la parte más gorda del muslo. Si los jugos salen claros y la carne se desgarra fácilmente, está listo. Si no es así, pon el pavo en el horno para cocinarlo un poco más de tiempo y minutos después checa de nuevo. Una vez listo, cubre el pavo con papel aluminio y tela durante 30 minutos y deja reposar. 

 

New Call-to-action

 

Queremos saber más de ti

¡Cuéntanos que te pareció el artículo!

JUNTOS PODEMOS CREAR EVENTOS inolvidables

ENCUENTRA TODO

Para eventos sociales y corporativos